Codo de tenista: Síntomas, tratamiento y prevención

Codo Tenista

Codo de tenista: Síntomas, tratamiento y prevención

Codo Tenista

El codo de tenista, también denominado epicondilalgia o epicondilitis lateral, es frecuente en deportes de raqueta o pala como el tenis o el pádel. Sin embargo, no es una patología exclusiva de estas actividades deportivas. También puede producirse en otros deportes o en profesiones laborales que requieran el uso reiterado de la musculatura epicondílea.

Hoy te contamos cómo puede afectar la epicondilalgia a tu vida diaria, sus síntomas y factores de riesgo. También abordaremos su tratamiento con técnicas de fisioterapia y readaptación, así como su prevención.  

 

¿Qué es el codo de tenista?

La epicondilalgia es una afección dolorosa en la cara lateral del codo. Se produce con frecuencia a causa de una sobrecarga o exceso de uso de esa zona, con movimientos repetitivos de muñeca y antebrazo.

Generalmente, esta patología se caracteriza por una tendinopatía del tendón epicondíleo, lo que supone una degeneración de la estructura del tendón.

Esta lesión también puede estar causada por placas motoras disfuncionales de la musculatura periarticular del codo, así como por disfunciones neurales.

En la epicondilitis lateral es importante realizar un correcto diagnóstico para averiguar la causa del dolor en el codo y pautar un tratamiento adecuado. En ocasiones, esta dolencia puede tener un origen cervical o neural, entre otros.

 

¿Cómo afecta a tu vida diaria?

El codo de tenista puede limitar la funcionalidad y la movilidad, así como producir dolor. Acciones tan cotidianas como: sujetar un objeto, dar la mano, abrir o cerrar la puerta con las llaves, teclear en el ordenador y el cambio de marchas en el coche, por ejemplo, pueden verse afectadas. En definitiva, todo lo que implique extender el codo y apretarlo o girarlo puede molestar o manifestar dolor en la zona del codo.

 

Síntomas y Factores de Riesgo

Los principales síntomas del codo de tenista son:

 

  1. Dolor que puede referirse o irradiarse desde la parte dorsal del codo hacia el antebrazo y la muñeca, entre otras zonas.
  2. Hipersensibilidad en la parte exterior del codo.
  3. Fuerza de agarre débil.
  4. Pérdida de funcionalidad y movilidad.

 

Puede afectar a todas las edades, aunque generalmente a un rango de edad de entre los 30 y 50 años. Además, existen determinados factores de riesgo que condicionan una mayor probabilidad de padecer epicondilitis lateral:

 

  1. Practicar determinados deportes, especialmente los que implican el uso de raqueta y pala. En esta línea, otro agravante es no tener una correcta técnica de golpe o un equipamiento inadecuado.
  2. Actividades laborales que requieran de movimientos reiterados de muñeca y brazo: trabajos en cadena, profesiones como pintores, carpinteros, carniceros, entre otros.

 

Tratamiento del codo de tenista

 

La mejor forma de abordar esta patología es bajo un enfoque multidisciplinar. Es decir, reuniendo la valoración clínica de traumatólogos, fisioterapeutas, médicos rehabilitadores, readaptadores y nutricionistas.

Es aconsejable también la realización de pruebas diagnósticas de imagen como la ecografía. De este modo, comprobaremos el estado del tendón y descartaremos otras patologías relacionadas con la sintomatología del codo de tenista.

En la mayoría de los casos, el tratamiento se puede abordar desde la fisioterapia y la readaptación, siendo pocos los casos que precisan de cirugía.

 

En IMSKE llevamos a cabo un tratamiento personalizado en función de las necesidades de cada paciente.

 

En nuestra unidad de fisioterapia en Valencia, disponemos de equipamiento de última generación e incorporamos las últimas técnicas en fisioterapia avanzada.

Así, para el tratamiento del codo de tenista, en caso de estar indicada, disponemos de herramientas como la electrolisis percutánea que acompañamos siempre de ejercicio terapéutico con el objetivo de dar el estimulo necesario para la estructura tendón.

En este tipo de tratamiento, como en todos, no olvidamos realizar un enfoque biopsicosocial del paciente y abordar su necesidad de forma tanto analítica como global.

También pueden ser recomendables ejercicios para fortalecer los músculos del antebrazo y buscar un buen funcionamiento del sistema musculoesquelético.

Además, a nivel muscular, podemos trabajar sobre la sobrecarga del sistema musculoesquelético con masajes terapéuticos, radiofrecuencia Indiba, magnetoterapia y otras técnicas ecoguiadas como la punción y la neuromodulación.

 

Prevención y ejercicios para codo de tenista

A la hora de prevenir el codo de tenista es importante que tengas en cuenta las siguientes medidas:

 

    • TRABAJO DE CARGA PROGRESIVA

Se trata de adecuar el codo a un trabajo de carga gradual con ejercicios de prensión y rotación externa e interna. De esta manera, estimulamos el músculo y el tendón que interfieren en el codo con el fin de que se habitúe a cargas progresivas hasta alcanzar la carga deportiva o laboral en cuestión. Es interesante, además, realizar cualquier plano de trabajo explorando diferentes ángulos.

    • REFORZAR MUSCULATURA

Especialmente del hombro, brazo, antebrazo y muñeca a través de ejercicios variados.

    • TÉCNICA DEPORTIVA ADECUADA

Adquiere una buena técnica en deportes de raqueta y pala, así como una correcta higiene postural en tu actividad laboral. En la sala de entrenamiento de IMSKE puedes realizar un trabajo paralelo al trabajo técnico en pista. A través de ejercicios de coordinación de las diferentes cadenas musculares que intervienen en el golpe, buscaremos que todos los músculos trabajen en sinergia y no generen tensión.

También es importante trabajar el control tónico del antebrazo, los tiempos de relajación y contracción de la musculatura y mejorar la prensión de la mano y la estabilidad del codo. Igualmente, es aconsejable reproducir los movimientos del deporte con ejercicios de trasferencia al golpe para que todos los eslabones articulares para golpear estén preparados para ello, transfiriendo correctamente las fuerzas.

Otras de nuestras recomendaciones son trabajar las sinergias a la hora de acelerar y frenar la pala y las rotaciones. No olvides un buen calentamiento antes de la práctica deportiva y estiramientos tras ella.

    • EQUIPAMIENTO ADECUADO

Escógelo en función de tu condición física y conocimiento del deporte. Se trata de reducir el esfuerzo del antebrazo y absorber lo máximo posible las vibraciones de la pelota cuando impacta en la raqueta o la pala. El grip del mango también es aconsejable que tenga un grosor adecuado a la anchura de nuestra mano.

Y si después de este post te surge alguna pregunta específica sobre cómo curar el codo de tenista o dudas sobre la conveniencia del uso de una codera en esta lesión, recuerda que en IMSKE tienes un equipo multidisciplinar a tu servicio. Ven a conocernos.

 

Palabra clave: codo de tenista

Long Tail: codo de tenista síntomas, codo de tenista tratamiento, codo de tenista ejercicios, codo de tenista codera, codera para codo de tenista, cómo curar el codo de tenista, ejercicios para codo de tenista, qué es el codo de tenista, lesión codo de tenista